¿Qué tipo de presentador eres?

Uno de los grandes obstáculos para seguir mejorando nuestras habilidades a la hora de enfrentarnos a una presentación es la falta de feedback. Nadie nos da un buen feedback cuando hemos terminado. Con suerte nos dan pautas genéricas tipo ‘demasiado larga’, ‘has estado muy serio’, ‘se te veía nerviosa’. Pero no sabemos muy bien qué hacer con esa información. ¿Qué hay que cambiar y cómo se hace?

Lo cierto es que presentar bien no es cosa de unos pocos privilegiados. Todos tenemos la capacidad de contar historias de forma interesante. Cada uno con su estilo, pero sin duda con la información mucho más articulada y con una entrega mucho más orgánica de como lo hacemos habitualmente en una presentación.

El primer paso para mejorar es conocernos bien. Conocernos como presentadores, queremos decir.

Hemos detectado 5 tipologías diferentes de presentadores. ¿Sabes en cuál encajas tú?

1.     Lector de diapositivas

2.     Descriptor de diapositivas

3.     Narrador de diapositivas

4.     Contador de historias sin historia

5.     Contador de historias con historia

No te vayas muy lejos y te seguiremos dando pistas.

Felices futuras presentaciones.